Nro del 25 de Agosto de 2002 PORTADA QUIÉNES SOMOS PODCAST ARCHIVO
 
  Edición
  actual
  Reportajes
  Acentos
  Análisis
  Diálogos
  Grandes
  plumas
  Ecobreves
  Galería
  Vídeo
  Contactos
  Permisos
  de uso

Acentos
América Central quiere fin de guerra al ambiente
Por Néfer Muñoz

Una de las regiones de mayor riqueza biológica y fragilidad del planeta pedirá en Río+10 que la humanidad se declare en paz con la naturaleza, pues si continúa ese conflicto "vamos a perder".

SAN JOSE, (Tierramérica).- Los siete países de América Central efectuarán un llamado común de compromiso con el ambiente en la Cumbre Mundial sobre Desarrollo Sostenible que se inicia el lunes 26 en la ciudad sudafricana de Johannesburgo.

Las naciones centroamericanas demandarán que las compañías trasnacionales adopten principios internacionales de responsabilidad social en materia de ambiente y desarrollo sustentable y que pongan en marcha procedimientos para la rendición de cuentas a los organismos pertinentes.

“Durante años América Central vivió en guerras, ahora estamos en paz y queremos declarar al mundo que es necesario que construyamos una paz con la naturaleza”, dijo a Tierramérica el secretario ejecutivo de la Comisión Centroamericana de Ambiente y Desarrollo (CCAD), Mauricio Castro.

La declaración de los gobiernos de Belice, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua y Panamá sería divulgada oficialmente el 26 de agosto en el centro ambiental de la Unión Mundial por la Naturaleza (UICN) en Johannesburgo, explicó Castro.

América Central adhiere a la Iniciativa Latinoamericana y Caribeña para el Desarrollo Sostenible, que reclama la apertura de los mercados de los países ricos para la producción del Sur, el incremento de la asistencia al desarrollo y la meta de 10 por ciento de consumo de energías limpias para 2010.

El documento centroamericano establece compromisos no cuantificables de la región en agua y sanidad, energía, salud, agricultura y biodiversidad, las cinco áreas centrales de la cumbre según Kofi Annan, secretario general de la Organización de las Naciones Unidas. Y agrega una más, que las atraviesa: políticas generales de desarrollo sustentable.

“América Central es una región que se viene preparando para tomar el rumbo del desarrollo sostenible”, y existe voluntad política para consolidar una sola voz en la materia, agregó Castro.

“Deseamos advertir a las naciones que si seguimos en conflicto con la naturaleza, simplemente la vamos a perder”, dice una versión preeliminar del documento, a la que Tierramérica tuvo acceso exclusivo.

La presentación del informe estará a cargo del ministro del Ambiente de Costa Rica, Carlos Manuel Rodríguez, ya que el país ejerce la presidencia rotativa de la CCAD.

La declaración repasa los avances regionales desde la Cumbre de la Tierra de Río de Janeiro, en 1992, como la creación de la Alianza para el Desarrollo Sostenible y del Corredor Biológico Mesoamericano --una iniciativa para restaurar la cadena de ecosistemas boscosos--, el Foro Permanente de la Sociedad Civil, la consolidación de los ministerios de Ambiente y la firma de importantes acuerdos multilaterales.

"América Central es la primera región del mundo, dentro de las zonas que son puntos calientes de biodiversidad, que se pone de acuerdo sobre su naturaleza”, dijo Rodríguez a Tierramérica.

El istmo se compromete a promover los esquemas de cobro y pago de servicios ambientales, venta de carbono, turismo ecológico, bioprospección y otras formas de generación de ingresos amigables con el ambiente.

El presidente de Costa Rica, Abel Pacheco, llevará más lejos esta iniciativa y solicitará el pago de servicios ambientales a la región por la preservación y uso sustentable de sus bosques, que albergan siete por ciento de toda la diversidad biológica del mundo y que están severamente afectados por la deforestación.

De hecho, esta es una política que Costa Rica ya aplica internamente, subvencionando la conservación y explotación controlada de los bosques en manos de privados.

Rodríguez sostuvo que el istmo instará a los países ricos a seguir financiando proyectos ambientales y a los países en vías de desarrollo que se impongan metas y plazos concretos.

El informe también menciona los grandes desafíos de América Central, con 37 millones de habitantes, 22 millones de pobres y la cuarta parte de los niños y niñas con desnutrición crónica. Organizaciones ambientalistas dudan que la conferencia avance en planes definidos que detengan la degradación del planeta.

“Vemos un proceso bastante dominado por las empresas transnacionales. Desde la sociedad civil estamos tratando de disminuir ese dominio”, declaró a Tierramérica Ricardo Navarro, director mundial de la no gubernamental Amigos de la Tierra.

En la cumbre, a la que asistirán más de 100 jefes de Estado y de gobierno y casi 50.000 delegados, la negociación ministerial para alcanzar acuerdos se extenderá del 26 de este mes al 1 de septiembre, mientras los mandatarios se reunirán entre el 2 y el 4, para la clausura.

* El autor es corresponsal de IPS

Ingresa tu correo electrónico y recibe gratis el boletín semanal de Tierramérica
Reportajes
Coro desafinado abre Cumbre de la Tierra
Diálogos
"Que el petróleo pague por el saneamiento"
Conectate
Noticias Cumbre
Ecobreves
COLOMBIA: Primer parque eólico...
MERCOSUR: : Municipios alzan la voz...
ARGENTINA: Basura organizada...
NICARAGUA: Removerán minas antipersonas...
EL SALVADOR: Penarán contaminación sonora...
HONDURAS: Proponen pesca controlada...

Nicaragua se juega el agua dulce por canal interoceánico

Códigos de barras hasta en las colmenas

Nueva York reaprovechará hasta las cáscaras de papa

 

Copyright © 2014 Tierramérica. Todos los Derechos Reservados